Mitsubishi da a todas las versiones del Eclipse Cross 5 años de garantía y 5 años de asistencia. Muchas marcas Premium ni siquiera se acercan al compromiso de esta marca con sus clientes.

PRUEBA SIGUIENTE

PRUEBA ANTERIOR

Mitsubishi Eclipse Cross


Mitsubishi L200

CLA Shooting Brake

Hemos estado conduciendo durante dos días el Mitsubishi Eclipse Cross y éstas han sido nuestras conclusiones.


El Eclipse Cross es un modelo completamente nuevo que seguirá la evolución de su lanzamiento a lo largo de 2018. Este modelo se sitúa a medio camino entre sus hermanos SUV, el ASX y el Outlander, para colocarse en el segmento B y poder atacar a rivales directos como el Mazda CX5, Hyundai Tucson o el KIA Sportage. Mitsubishi deja clara su apuesta en el mercado español por el segmento SUV, quedando únicamente el Space Star y el eléctrico I-MiEV como los modelos únicamente destinados a carretera.


























Al principio su nombre puede resultar algo confuso, pues la denominación Eclipse ya se utilizó durante los años 90 en lo que ha sido un modelo deportivo mítico del automovilismo, desde luego, nada que ver con el modelo actual. Su estética exterior es bastante impactante, con un frontal deportivo y agresivo en forma de X que sigue la línea que denominan en Japón “Dynamic Shield”. La línea de ventanas queda muy alta, y su caída pronunciada de la trasera al más puro estilo coupé, remarcan esa línea deportiva. Pero los elementos de carácter deportivo terminan ahí, todo lo demás es puro estilo SUV. 


El interior es completamente nuevo en la marca, con un fuerte predominio de una pantalla panorámica de gran formato situada en el centro, en una posición muy cómoda y elevada que apenas te hace retirar la mirada de la carretera. Es táctil, aunque se puede operar directamente desde los controles situados en el volante o mediante un Touch Pad, al que costará un poco adaptarse, pero que resultará muy cómodo. La posición de conducción es buena debido a la altura, aunque la visibilidad queda reducida por unos retrovisores muy grandes y a la división de la luna trasera. Los asientos, ajustables de multitud de posiciones, junto con el ajuste del volante en altura y profundidad, permiten colocarse de manera muy cómoda y ergonómica. Se completa con detalles de equipamiento como el Head Up Display (en opción) y unas calidades y ajustes muy decentes.


Las plazas traseras son muy cómodas, aptas para adultos medio-grandes. Con un acceso muy cómodo gracias a una altura elevada, unas puertas con una gran apertura y unas banquetas bastante retrasadas. La plaza central es muy buena, apenas tiene un pequeño resalte en el túnel central, y tanto la altura, como la dureza son bastante correctas para tratarse de una plaza que se debería usar en casos puntuales. Esto es así debido a que la anchura interior es algo justa con 3 pasajeros. En cuanto al equipamiento, de serie trae banquetas asimétricas 40:60 con reposabrazos central, correderas y reclinables. Cuentan con luz de cortesía propia, cristales de privacidad ahumados, anclajes ISOFIX, toma de 12V, varios portaobjetos, y en acabados más altos, asientos calefactados.


El maletero no es muy amplio, debido a la caída del techo, pero cuenta con detalles como un doble fondo muy aprovechable con gancho para trabajo, luces, ganchos portabolsas, ganchos para red de carga y un hueco en el subsuelo para anclar la bandeja enrollable. Echo de menos un portón eléctrico, que no es posible equiparlo de ninguna manera. La banqueta deslizable y reclinable trasera permite jugar entre la modularidad que te ofrece el tener más maletero o más confort de plazas traseras, pudiendo reclinarlas del todo para conseguir un suelo de carga casi plano.


El chasis de este Mitsubishi es el GS “Proyecto global”, conocido, ya que es el mismo que integra por ejemplo, el C4 Aircross, el Jeep Patriot o el mítico Lancer Evolution X. Su configuración es blanda, de remarcado tacto SUV, con una dirección muy blanda pero de reacciones vivas y con unos recorridos de suspensión muy buenos. La versión probada montaba la nueva transmisión de variador tipo CVT con preselección de “marchas”. Esto hace que puedas poner el coche en un modo ficticio manual y puedas ir subiendo de marchas, incluso con levas detrás del volante. Aunque al final, cuando vuelves al modo normal, poca diferencia encontrarás con tu scooter. Podrás además optar por tracción 4x4 con ajuste de modos de conducción, o por una tracción 4x2, como en el caso del modelo probado. Debemos remarcar la buena capacidad off-road, incluso con el modelo de dos ruedas motrices.


El motor de la unidad probada era el nuevo 150T, un 1.5 Turbo de inyección directa que va francamente bien, aunque los consumos puedan superar los 8 L/100km fácilmente en una conducción mixta convencional. Sus 163CV y 250Nm de par lo hacen más que suficiente para un uso normal. Actualmente sólo está este motor disponible, aunque pronto llegarán una versión diésel y una versión híbrida enchufable. Esta última, muy interesante y recomendable, siempre y cuando fuera similar a la mecánica de su hermano mayor, el Outlander PHEV



Este es el Top 5 de las cosas que no tienen sentido en el Mitsubishi Eclipse Cross:

El nuevo sistema de infoentretenimiento es bueno, tiene Apple CarPlay y Android Auto y GPS, pero no tiene navegación. Es decir, puedes saber tus coordenadas GPS y ya… no te permite hacer nada más. ¿Tanto costaba ponerle un programa de navegación?

El ordenador de abordo, a color, da mucha información sobre el modo de conducción, detalles de consumos y estilo de manejo, pero para cambiar de menús tendrás que buscar unos botones escondidos detrás de la palanca de los intermitentes. Peligroso.

Las plazas traseras están resueltas de una manera ejemplar, pero hay cosas que no podremos entender nunca, por ejemplo, solo hay red portaobjetos detrás de un asiento. El otro se portó mal y lo dejaron con las ganas.

En cuanto a la luneta trasera, hay división de opiniones. Sin entrar en el apartado estético y centrándonos en lo funcional, dependiendo de tu estatura y de tu posición de conducción será bueno o malo. Lo siento si eres bajito.

Las calidades y los ajustes en general son muy decentes, pero hay cosas que no son todo lo que parecen. Por ejemplo, el aluminio en realidad es plástico pintado de un tacto muy mediocre, y el símil de fibra de carbono es… en fin, mas plástico mediocre.

Pero sin embargo hay un montón de cosas muy interesantes en el Mitsubishi Eclipse Cross. Este es nuestro Top 5:

Su buen comportamiento offroad se aprecia en detalles como los faldones integrados en las puertas, para no mancharte los pantalones al subir y bajar después de un baño de barroterapia.

La bandeja enrollable del maletero se puede ubicar hasta en 5 sitios diferentes, incluido debajo del suelo del maletero para esos días que te vas con la familia de viaje y vas cargado pero, por lo que sea, vuelves solo.

La enorme modularidad de las plazas traseras permite reclinar mucho los asientos traseros para que los pasajeros puedan dormir cómodamente en los viajes sin que la cabeza les de tumbos.

Sorprende fuera de carretera. La transmisión CVT te coloca siempre la potencia exacta en cada momento y los buenos pasos de ataque y defensa hacen que parezca fácil conseguir cruces de puentes de los que su hermano el Montero se sentiría orgulloso.

Su precio arranca desde los 26.300 € aunque podrás ahorrarte más de 4.500 € del precio del coche sobre el modelo de serie si te pones en contacto con MT-Design. El precio de la unidad probada es de 31.440 € al que habrá que aplicarle todos los descuentos.


En conclusión, Mitsubishi refuerza su gama de modelos SUV con un coche de aspecto rompedor y con una gran versatilidad. A menos que no lo usemos en invierno para subir a zonas nevadas o heladas, no necesitaremos la versión 4x4. Por su nombre, esperaba un modelo de la parte deportiva de Mitsubishi, pero sin embrago, parece más un coche diseñado desde la división todoterreno de la marca. Se convierte en una buena opción para los que no quieran un coche muy visto y les guste salir de los modelos más comunes como el Qashqai o el Sportage y busquen un modelo con el que salir de vez en cuando a la montaña a pasar un día agradable de campo. Recomendamos optar por versiones medias de equipamiento  y con transmisión CVT, pues mejora el confort de uso, no genera apenas ruido del motor y permite una conducción tranquila, relajada y eficiente.


En general, nuestro veredicto es de MUY RECOMENDABLE.

MT DESIGN




Asesoramiento personalizado para particulares y flotas.




"Algunas máquinas tambien pueden tener alma."

Contacto



ASESOR PERSONAL


Alejandro Martinez Temiño


Email: a.martinez@mt-design.es


Telefono: (+34) 609 17 24 75


Copyright. All Rights Reserved